El Hotel Miguel Angel by Bluebay de Madrid se ha incorporado a la red de desfibriladores conectados de Madrid gestionada por el 112 y cuenta con un Desfibrilador Operacional Conectado, DOC, de B+Safe, cuya finalidad es cardioproteger a sus huéspedes, visitantes y empleados.

El equipo está instalado en el hall y, al tratarse de un equipo portátil y geolocalizable, puede utilizarse, en casos de accidente cardiaco, en cualquier dependencia del hotel, incluso en la calle, con todas las garantías.

Además de contar con el equipo, el más avanzado del mercado, el Hotel Miguel Angel dispone de personal formado por B+Safe en el uso del desfibrilador y en técnicas de Resucitación Cardiopulmonar (RCP) y Soporte Vital Básico (SVB).

De esta forma, el Hotel Miguel Angel está conectado de manera permanente con el desfibrilador DOC a la red de emergencias de la Comunidad de Madrid SUMMA 112 y preparado para prestar asistencia en caso de accidente cardíaco.

En España no existe una normativa común que regule la obligatoriedad y el uso de desfibriladores, y no todas las comunidades autónomas exigen su instalación. En el caso de Madrid, recientemente se aprobó una normativa que regula su obligatoriedad en hoteles con más de 100 plazas.

El Hotel Miguel Angel es un referente en Madrid, situado en pleno centro turístico de la ciudad. Dispone de 267 habitaciones e instalaciones como Centro Wellnes con SPA y zona Fitness, el Restaurante M29 o la terraza El Jardín. Ahora todo el complejo contará con la seguridad añadida de un desfibrilador de última generación.